Qué es el SEO y sus factores principales – 2019

Un completo repaso sobre la definición de qué es el SEO, sus principales factores, su estado en la actualidad (2019) y cómo optimizar tu sitio y contenido.
Escrito por: Mat QV
Publicado: 26 febrero, 2019

Lo sé, lo sé, ¿o lo SEO?, ok, mal chiste.

Sé que existen millones de artículos que te explican qué es el SEO, pero, muchos de ellos fueron escritos hace años y no están actualizados, por lo mismo, me propuse escribir el artículo más completo y actualizado sobre el SEO, su significado, usos, virtudes y falencias.

Dicho esto, partamos por lo básico.

¿Qué es el SEO? ¿Se come?

No, no se come, pero te puede dar de comer.

El SEO (Search Engine Optimization), tal como su nombre –completo– lo dice, es el trabajo de optimización de contenidos para los motores de búsqueda (principalmente Google) y se centra en mejorar la visibilidad de un determinado sitio web en los resultados orgánicos de los diferentes buscadores existentes.

Ahora, ¿qué son los resultados orgánicos?, en palabras simples, todos los resultados que vez en google que no son pagados, es decir, los que no dicen “anuncio” o “ad”.

Dicho esto, la práctica del SEO y el llegar a entender qué es el SEO en sí es un trabajo de todos los días, ¿por qué?, porque la “disciplina” del SEO está en constante cambio y modificación.

Si le preguntas a cualquier entendido en el tema, probablemente te mencionará pandas y pingüinos, refiriéndose a dos grandes actualizaciones que ha tenido el algoritmo de Google y que cambiaron rotundamente el panorama del SEO que se conocía hasta ese momento.

Hoy en día (2019) el SEO está enfocado en ofrecer una experiencia enriquecedora al usuario que aterrice en tu sitio. El contenido, por lo tanto, es lo más importante, pero, ¿cuáles son los más importantes factores que afectan al SEO de una página web?

Pero antes, ¿por qué es importante el SEO?

Cuando tratamos de definir qué es el SEO, es importante saber también por qué es importante y cómo puede ayudarnos. Su principal importancia es ayudarte a entregar contenido útil en tu página y ayudar a los motores de búsqueda a descubrir dicho contenido.

El SEO puede ser aplicado y aprendido por cualquier persona, y su beneficio principal es entregar grandes cantidades de tráfico gratuito a tu sitio o el de tus clientes.

Una buena estrategia y práctica de esta “disciplina” puede convertirse en un flujo constante de ingresos pasivos para ti o para alguien más. Por lo mismo, es una herramienta muy poderosa para mejorar tus resultados de marketing digital y el alcance de los mismos.

Tipos de SEO

White Hat SEO

El SEO de “gorro blanco” es aquel que se enfoca en seguir de forma limpia y natural las directrices establecidas por Google para posicionar un sitio web.

No usa ningún tipo de acción que sea cuestionable a nivel ético, la estrategia principal es desarrollar contenidos (optimizados con keywords o palabras clave) que aporten valor a los usuarios.

Grey Hat SEO

El SEO de “gorro gris” es uno que si bien respeta gran parte de las reglas establecidas por Google para el posicionamiento “limpio” de contenidos den sus resultados de búsqueda, también usa técnicas para acelerar dicho proceso pero sin arriesgarse (tanto) a ser sancionados por Google.

Estas técnicas, a diferencia de las de Black Hat, suelen ser manuales y no automatizadas. Crear enlaces artificiales en blogs, foros o sitios con diferentes anchor texts para evadir el escaneo y el posible castigo de Google.

Black Hat SEO

El lado oscuro de la fuerza o el SEO de “gorro negro”, se caracteriza por usar técnicas y estrategias poco éticas que van en contra de la mayoría de las directrices establecidas por Google y otros motores de búsqueda.

Spam, Keyword Stuffing, comentarios automatizados en miles de sitios sin autoridad, son algunas de las técnicas utilizadas por los SEO Black Hat y de las menos recomendadas.

Si bien puedes obtener resultados rápidamente, tarde o temprano el martillo de Google caerá en tu sitio y perderás todo el tráfico que tanto te gustaba.

Advertencia: Si bien estas técnicas funcionan, hacer uso de ellas puede traducirse en que tu sitio sea completamente eliiminado y penalizado por Google. Este tipo de prácticas están asociadas con sitios de Spam masivo, malware, virus, pornografía y otro tipo de contenidos dañinos.

SEO on-page vs SEO off-page

Ahora, para entender qué significa la SEO es importante saber que existen factores de SEO internos (on-page) y externos (off-page) a tu sitio web. Los internos son aquellos sobre los cuales tienes control y los externos son factores que, si bien puedes intentar controlar, no es posible.

SEO interno (seo on-page)

El principal rol de esta parte del SEO es preocuparse de la optimización interna de tu sitio web y su contenido.

El proceso consiste en asegurarse de que tu página cumpla con todos los puntos importantes para que los motores de búsqueda (Google) entiendan lo que está leyendo.

Dentro de las principales cosas que deberás hacer al preocuparte del SEO interno de tu página están; investigación y optimización de keywords o palabras clave, tiempo de carga, experiencia de usuario, limpieza del código, formato de los enlaces, arquitectura de tu sitio, diseño de tu sitio, entre otras cosas.

SEO externo (seo off-page)

Por otro lado, el SEO externo se centra principalmente en cosas que no podemos controlar, ya que existen fuera de nuestra página web.

Entre estos puedes encontrar; número de enlaces que llevan a tu sitio, calidad de las páginas que te enlazan, cuánto se comparte tu contenido en redes sociales externas a la tuya, entre otros.

Factores importantes para el SEO

Si bien existen más de 200 factores que afectan el SEO (sí, 200+), yo me tomé la libertad de hacer una pequeña lista de los más importantes a tener en cuenta en la actualidad.

Enlace de interés:

Aquí un artículo (en inglés) que engloba los más de doscientos factores de ranking de Google. Muy recomendado.

Factores Internos de SEO (on-page)

En pocas palabras: la arquitectura de tu sitio, la velocidad de tu sitio, la calidad de tu contenido, lo amigable que sea tu sitio con dispositivos móviles, entre otras cosas

Perfecciona tu SEO técnico

Estos son todos los aspectos SEO técnicos que están “detrás de las escenas” o en el “backstage” de tu sitio web. Tienen que ver más que nada con el código del mismo y los metadatos de tu sitio.

  • Usar palabras claves en títulos (es lo primero que mira Google para determinar de qué se trata tu contenido)
  • Usar los encabezados para crear jerarquía en tus contenidos (h1 para tu título, h2 para subtítulo, h3 para profundizar aún más en cierta temática, etc).
  • Tener una meta-descripción que incluya tus keywords o palabras claves y que, al mismo tiempo, invite al lector y le explique de qué trata tu contenido. Ojalá no más de 160 caracteres de largo.
  • Usa, sí o sí, keywords o palabras claves en los textos alternativos de tus imágenes.

Tener meta-títulos, meta-descripciones y URLs claras y optimizadas para potenciar tus palabras clave es esencial.

Hoy en día (sobre todo si usas WordPress) tiene plugins como Rankmath o Yoast que hacen gran parte de este trabajo por ti, pero siempre te recomiendo usar alguna herramienta seo (aquí una lista) para revisar que tu contenido esté bien estructurado a nivel de código.

Otro componente importante (que también puedes agregar y gestionar con algún plugin seo), es el uso del Schema Markup, esto te permitirá decirle a los motores de búsqueda como Google más información sobre tu contenido (si es un review, un producto, oferta, artículo, entre muchos otros).

Si usas WordPress, acá tengo una pequeña guía que podría ayudarte con los aspectos más básicos del on-page SEO para WordPress.

Calidad de contenido más que cantidad

Los gringos tienen el dicho “Content is King” (el contenido es el rey), sin embargo, yo prefiero decir algo como “Content is GOD” (el contenido es Dios, ¿por qué?, porque hoy no existe ningún factor SEO más importante que el contenido.

Piénsalo de esta forma, cuando buscas “mejores panoramas en Japón”, lo que más te importa es obtener una respuesta completa y detallada de cuáles serían dichos panoramas y por qué son los mejores, ¿no?

Si lo que encuentras es un sitio web con una lista escuálida, sin descripciones, ni precios, ni nada que te ayude a solucionar tu problema, no querrás volver y buscarás tu respuesta en otro lado.

En cambio, si encuentras exáctamente lo que estabas buscando, probablemente volverás a ese sitio en un futuro a buscar más respuestas.

Ese es el poder del buen contenido. Tu principal aliado cuando trabajas con el SEO.

Antes, mientras más artículos publicaras, mientras más palabras claves pusieras a la fuerza en tus publicaciones, mejor, pero eso ya quedó atrás. A Google le importa entregar resultados de calidad a sus usuarios y si a Google le importa, para ti debe ser una ley.

Enfócate en escribir menos artículos pero de mejor calidad. Entrégale a tus lectores una razón para quedarse o mejor aún, para compartir lo que escribiste y subirás rápidamente en los rankings de Google.

La extensión de tu artículo también importa, es lógico pensar que un artículo de 300 palabras probablemente será deficiente en términos de información. Por lo mismo, siempre trata de escribir más de 2000 palabras, pero sólo si aporta a tu artículo, si no, no lo hagas.

Optimiza la velocidad de tu sitio

que es el SEO

La mayor cantidad de tráfico en la actualidad proviene de los dispositivos móviles y, si bien ya existen velocidades como el 4G, si tu sitio se demora más de 3 segundos en cargar sus contenidos, perderás visitantes.

Tener un sitio web optimizado es muy importante para el SEO, porque implica que la experiencia del usuario que lo visita es rápida, ágil y ojalá, cómoda.

Si usas WordPress, existen muchas formas de optimizar la velocidad de tu web, algunas de las herramientas más importantes son:

  • Un buen plugin de caché
  • Un buen plugin optimizador de imágenes
  • El uso de un CDN (Content Delivery Network)
  • Un buen hosting

Google ya ha afirmado que la velocidad de un sitio es un factor clave para el SEO y los rankings de tu sitio en los resultados de búsqueda, entonces, ¿vale la pena arriesgarse?, no.

Optimiza tu sitio, hay muchas herramientas SEO (aquí una lista) que te permiten medir qué tan rápido es tu sitio, úsalas, preocúpate y verás los resultados.

Tu sitio debe ser amigable con dispositivos móviles (mobile-friendly)

Hoy en día Google tiene un enfoque de indexación mobile-first, es decir, los rankings en los resultados de búsqueda de Google se verán afectados principalmente por la versión móvil de tu sitio y no la versión de escritorio como solía ser hace algunos años.

Google usará principalmente la versión del contenido para dispositivos móviles a fin de realizar la indexación y la clasificación. (…) A partir de ahora, como la mayoría de los usuarios acceden a Google a través de dispositivos móviles, la indexación usará principalmente la versión para dispositivos móviles del contenido de las páginas.

Esto implica que si tu sitio no es responsivo, prácticamente te estás disparando en el pie y perdiendo tu tiempo.

Herramientas como WordPress, Wix, Squarespace, y otras, te hacen la tarea fácil, casi todas vienen con un sistema de diseño responsive que solucionará gran parte de las dificultades de tener una web amigable para los dispositivos móviles.

Sin embargo, no te quedes sólo con eso, utiliza esta herramienta para verificar cómo ve Google tu sitio, si el resultado es positivo, puedes estar tranquilo, pero si no, aprovecha los datos que tee entrega y haz de tu sitio un placer de navegar desde el móvil.

Haz que tu sitio sea seguro con HTTPS

¿Alguna vez has entrado a un sitio web para encontrarte una advertencia de Google Chrome o Firefox que te dice que evites entrar al sitio porque no es seguro?

Eso pasa cuando no usas una conexión segura o HTTPS, y lo creas o no, hoy en día eso puede destruir tu SEO y, por ende, tus rankings en los SERP’s (páginas de resultados de búsqueda) de Google.

Gran parte de los principales proveedores de hosting de la actualidad te entregan certificados SSL gratuitos para hacer que tu sitio tenga una conexión segura.

En lo personal, yo he usado SiteGround en el pasado y en la actualidad disfruto usando Cloudways, ambos ofrecen certificados gratuitos y de calidad sin que tú tengas que mover un dedo.

En lo personal, Cloudways me ha dado resultados mucho mejores en términos de velocidad de carga y rendimiento. Si bien SiteGround es una muy recomendada opción, en sus planes más económicos seguirás compartiendo tu hosting con otros sitios, y los planes «exclusivos» son mucho más caros que el más básico de Cloudways.

Este punto es de VITAL IMPORTANCIA si tu sitio es una tienda online. Si no tienes una conexión segura, los navegadores le advertirán a todos tus potenciales clientes que su información personal y de pago podría ser robada. Créeme, eso espanta a cualquiera.

Experiencia de usuario perfecta

Este es otro factor interno que puede tener un impacto muy relevante en el SEO. La experiencia de usuario de tu página es, en palabras simples, el cómo está construida, diseñada y distribuida la información (y los enlaces) dentro de la misma.

Mi recomendación: haz que sea tan simple de navegar y entender que hasta un bebé pueda hacerlo.

Sí, un bebé.

Si tienes una buena distribución de enlaces internos, no sólo colaboras en la experiencia de usuario, también ayudas a los robots de google a indexar correctamente el contenido de tu web.

Si tu sitio web tiene un diseño limpio y atractivo, colaborará en que los usuarios se mantengan en él. Crea navegación por clusters para facilitar acceso a tu contenido más importante, haz llamados de atención útiles para tus visitantes, ten un menú de navegación limpio y evita el exceso de secciones innecesarias en él.

Siempre jerarquiza de forma clara tus contenidos.

Por ejemplo, en este artículo (si te fijas en la tabla de contenidos) puedes ver que he utilizado los distintos rangos de encabezado (h1, h2, h3, h4) para definir claramente dónde va cada cosa, qué es lo más importante y cómo se debería leer mi publicación.

Lo mismo debes hacer en todas las páginas de tu web, sea una sección de servicios, una página de presentación, una sección de contacto o hasta la tienda de tu web, mientras más claro sea tanto a nivel de usuario como a nivel de código, mejor.

Ahora, si te interesa saber por qué es tan importante este aspecto de tu sitio, Google tiene (como parte de su algoritmo Hummingbird) algo llamado RankBrain, que en pocas palabras es inteligencia artificial que usa para analizar nuestros sitios.

Dentro de las señales que “vigila” el RankBrain tenemos:

  • Clickthrough rate (CTR): el porcentaje de personas que hacen click para visitar tu sitio después de verlo en las páginas de resultados de búsqueda o SERP’s.
  • Dwell time: Este es el tiempo que se mantiene dicha persona en tu sitio después de haber llegado a él (una buena página debería lograr que se quede no sólo en el artículo al que llegó, si no que explore otros contenidos de tu página).
  • Bounce Rate: En palabras simples, esta estadística mide cuántas personas de tu sitio entran en él y lo abandonan rápidamente. Esto es causado porque tu contenido no resolvió sus dudas, estaba mal estructurado o simplemente no era buen contenido.

Todos estos datos le dicen al RankBrain de Google que quizás tu contenido no es relevante para las necesidades de quienes llegaron a él. Esto, por lo tanto, afectará las posibilidades de tu contenido de subir en los rankings.

Factores Externos de SEO (off-page)

Como mencioné anteriormente, los factores externos son los que no podemos controlar directamente. Estos hablan de la autoridad que tiene tu página web en relación a otras y es un factor que Google tiene en consideración a la hora de posicionar tu sitio.

Si bien no se sabe exáctamente cómo establece Google la autoridad de un sitio, sí se conocen algunos factores que pueden afectarla.

Enlaces externos

Uno de los factores SEO más importantes para posicionar tu página y aumentar su autoridad son los enlaces externos y la calidad de ellos.

Si existen muchos otros sitios webs vinculando hacia algún contenido de tu página, esto le dice a Google que tu contenido debe ser de calidad y que, probablemente, merece tener un mayor ranking versus otros sitios sin ningún tipo de relación de enlaces con otras páginas.

Ahora, existen muchas técnicas “Black Hat” que se enfocan en generar links y enlaces en foros, blogs y otros sitios de poca importancia para “posicionar más rápido” un sitio.

Sin embargo, estas estrategias si bien pueden funcionar en un corto plazo, pueden afectar negativamente tu sitio si Google detecta que la calidad de esos enlaces es mala o viene de sitios sin autoridad o sin relación al contenido de tu web.

Por lo mismo, siempre es bueno tener una estrategia de creación de enlaces (link building) limpia y bien desarrollada. El buen contenido atraerá a personas principiantes y expertos por igual, y si realmente vale la pena, será compartida y enlazada desde otras páginas.

Además, siempre puedes contactar a otros bloggers para escribir artículos de invitado, o pedirles que compartan tu enlace en alguna de sus publicaciones. Lo importante es que lo hagas teniendo seguridad de que tu contenido es de calidad.

Señales Sociales o tu contenido en otras redes sociales

Otro factor SEO que colabora en aumentar la autoridad de tu sitio web y, por consecuencia, su posición en los rankings, es la cantidad de veces que ha sido compartido en las redes sociales.

Piénsalo de esta forma: si Google identifica que tu contenido se comparte constantemente de una red a otra, es obvio que debe ser un contenido atractivo para una gran cantidad de personas, por lo tanto, merece subir en las posiciones de las páginas de resultados de búsqueda o SERP’s.

Si bien parte esencial de tu estrategia de SEO debe ser compartir tus propios enlaces y publicaciones en tus diferentes redes sociales (LinkedIn, Facebook, Twittter). Es crucial que no sólo se quede ahí, mientras más personas compartan tu contenido, más señales sociales recibirá Google sobre el mismo.

Publicaciones de Invitado en otros sitios

Si bien lo mencioné brevemente en el apartado de enlaces externos, el Guest Blogging es mucho más que simplemente obtener un enlace externo hacia tu página.

Entre otros de sus beneficios, puedes encontrar:

  • Aumentar la exposición de tu nombre o marca en otros sitios relacionados a la temática de tu web.
  • Llegar a más personas que están buscando el contenido del que tú escribes.
  • Generar relaciones de calidad dentro del mundo o nicho en el que existe tu página web.
  • Aumentar la autoridad de tu marca o nombre y por ende la autoridad total de tu sitio web.
  • Mejorar la credibilidad de tu sitio, nombre o marca en ojos de otras personas y de Google.

¿Te gustaría intentarlo? Escríbeme a [email protected] con tu idea y estaré encantado de publicar tu artículo en mi blog.

Conclusión

Ahora, como bien mencioné al comienzo de este artículo, el significado de SEO o qué es la SEO como disciplina es algo que está en constante cambio y evolución. Por lo tanto, definir qué es UN SEO (refiriéndose a aquel que ejerce su expertise en el área) es igual de difícil y complejo, pero no deja de ser una «carrera» de muy fácil acceso y comprensión.

Por lo mismo, es importante mantenerte siempre alerta sobre los cambios en los algoritmos de Google, las buenas y malas prácticas de SEO, conocer las mejores herramientas de SEO para ayudarte a armar tus estrategias y en resumen, estudiar, aprender y aplicar constantemente todo esto y más.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba

Send this to a friend